El cuaderno de fresas

El blog de la gente sana. Por Raquel González

De chupetes y dentistas

2 comentarios

El nacimiento del primer diente es todo un acontecimiento en la familia. Suele aparecer en torno a los 6 meses de edad y, generalmente, los primeros en asomar son los incisivos. Pronto nuestro dedo índice comprobará el verdadero significado de unos dientes nuevos y a estrenar. Es entonces cuando los papás empezamos a preocuparnos por cuestiones como la retirada del chupete o la limpieza dental.

Bebé_Dientes

Los dientes paso a paso

La dentición temporal del niño suele estar completa a los 2 años de edad y no será hasta los 6 cuando comience la aparición de la definitiva. En esta ocasión, los primeros dientes en nacer serán los incisivos, a menudo los inferiores, o los molares. El niño, como norma general, tendrá su dentadura completa hacia los 12 o 13 años.

La limpieza: cómo y cuándo

El nacimiento del primer diente marca el inicio de la limpieza. Al tratarse de bebés, debemos ser los padres quienes mediante el uso de gasas o dedales dentales eliminemos cualquier resto alimentario de la boca de nuestros hijos.

dedaldental

Elegir un cepillo y pasta adecuados

El cepillo del niño debe ser cómodo y fácil de usar por lo que se recomienda un cabezal pequeño y redondo, que facilite el acceso a todas las zonas de la boca, con cerdas suaves y flexibles, a fin de evitar el daño tanto de los dientes como de las encías. Por último, se recomienda un mango de goma, fácil de sujetar.

El uso de la pasta de dientes se aconseja a partir de los 2 años de edad. Hay que emplear pastas dentales destinadas a niños y comprobar que contienen el sello ADA en el envase, este garantiza su seguridad. Además, en niños menores de 6 años la cantidad recomendada de flúor no debe ser superior a 500 ppm, información que también deberá aparecer en el envase.

¿Y el hilo dental?

En niños pequeños, el uso del hilo dental puede ser bastante complicado. Los expertos recomiendan empezar a utilizarlo a partir de los 4 años, siempre y cuando el niño colabore.

Colutorios

Los colutorios de flúor pueden empezar a emplearse a partir de los 6 años ya que a estas edades el riesgo de que lo ingieran es mucho menor.

Dientes_niños

El hábito de cepillarse

La introducción del cepillo como hábito de higiene debe ser gradual y hasta que el niño cumpla los 2 años seremos los padres quienes continuemos encargándonos de la limpieza.

A partir de los 3 años y hasta los 5, los niños irán adquiriendo progresivamente más protagonismo en el uso del cepillo, aunque siempre deberán estar supervisados por nosotros.

Entre los 6 y los 9 serán ellos solos quienes realicen el cepillado. Eso sí, coinciden los expertos, conviene que los padres supervisemos que se ha realizado correctamente y, si es necesario, les ayudemos a repasarlo.

Cumplidos los 9 no sólo deberán ser autónomos sino también haber aprendido la importancia de mantener una correcta salud bucal.

Trucos para involucrar al niño

Actualmente, existen en el mercado numerosos cepillos y kits dentales (pasta, taza…) con los personajes favoritos de nuestros hijos. Recurrir a Peppa Pig o a Pocoyó puede facilitar que los niños adquieran el hábito de cepillarse los dientes. Si además nos lo tomamos como un juego, podemos hacer de este un momento más de diversión.

kit_cepillo_dental_Pocoyo¿Y el chupete?

El uso prolongado del chupete puede producir alteraciones en el desarrollo y crecimiento de los huesos, provocando a su vez alteraciones dentales. Para evitarlo, los expertos en odontología pediátrica aconsejan un uso moderado y retirarlo, como fecha límite, a los 2 años de edad.

ChupeteDientes torcidos

Tanto el uso prolongado del chupete como el del biberón, el hábito de chuparse el dedo o la pérdida de piezas dentales pueden afectar al nacimiento de los dientes definitivos, así que atención cuando se dé alguno de estos casos.

¿Cuándo ir al dentista?

En general, los dentistas recomiendan una primera visita a los 2 años de edad, una vez ya han salido todas las piezas temporales. Con esto no sólo se descartarán caries sino también otras posibles alteraciones ante las que poder actuar a tiempo. Aunque dependerá de cada caso, como pauta general, hablaríamos de una revisión cada seis meses.

Evitar las caries

Para prevenir las caries, además de una revisión periódica y una correcta higiene bucal, conviene recordar que:

–No hay que abusar de los hidratos de carbono y los zumos.

–No hay que humedecer ni los chupetes ni los biberones en miel, almíbar o azúcar.

Anuncios

Autor: Raquel González

Pequeñas, de un rojo intenso y deliciosamente dulces. Mi padre las cultivaba en su huerto y mi madre las servía bajo una fina lluvia de azúcar. Porque cuidarse es un placer, esas fresas recogen hoy la esencia de este blog que dedico a todos los que os gusta cuidaros o queréis empezar a hacerlo. Como periodista especializada en salud, quiero compartir con vosotros mis conocimientos en esta materia que es mi pasión y mi estilo de vida. Os invito a seguir, compartir y comentar mis post.

2 pensamientos en “De chupetes y dentistas

  1. Habrá que acercarse al dentista pronto, pero le aterra. Y no se por qué, nunca le hemos dado impresión de que sea para tener miedo. Creo que es por la película de Buscando a Nemo, porque si no, no lo entiendo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s